2021 — Teología III

Brian Cundall, Iglesia de Cristo Rey, Little Rock

Atiende el Seminario de San Meinrad, St. Meinrad, Indiana

Originalmente sentí el llamado al sacerdocio en la preparatoria. Yo estaba en el tercer año en la Preparatoria Católica en Little Rock, cuando un profesor después de clase me dijo, "Brian, creo que serías un buen sacerdote". En ese momento empezó mi proceso de discernimiento. Empecé a luchar con la noción de discernimiento durante el resto de la preparatoria. Yo quería saber la respuesta a mi vocación de inmediato, si estaba llamado para ser sacerdote o casado.

Sin embargo, creo que una de las partes más importantes de discernir y saber a qué Dios me está llamando es saber cómo está hecho mi corazón. ¿Hizo Dios mi corazón de tal manera para que amara a una sola persona durante mi vida, o hizo Dios mi corazón de una manera para que amara a todo el pueblo de Dios? Al entrar en mi tercer año de teología, he discernido que Dios me ha dado el corazón de un sacerdote. Me ha hecho de tal manera que puedo amar a todas las personas.

Ha sido una bendición absoluta estar en el seminario. Me he acercado mucho más a Cristo personalmente y también he crecido como persona. Ahora, espero con anticipación el próximo año, especialmente el ser ordenado diácono el 20 de mayo de 2020. No tendría la valentía de estar en el seminario sin el apoyo amoroso de mi familia y del pueblo de esta diócesis. Soy probablemente el más agradecido por el apoyo de oración de la diócesis. ¡Gracias y que Dios los bendiga!

Si desea comunicarse con Brian Cundall, por favor envíe un correo electrónico a Miriam Gallaher en la Oficina de Vocaciones o llámela al (501) 664-0340. Este artículo fue publicado el 17 de septiembre de 2019. Derechos de autor Diócesis de Little Rock. Todos los derechos son reservados. Este artículo podrá ser copiado o redistribuido con reconocimiento y permiso del editor.